Si no te llega el periodo, no es necesariamente porque estés embarazada
Te daremos 5 razones por las que puede haber un retraso menstrual.
Noticia

Típico que nuestro calendario dice que son tiempos de días rojospero pasan los minutos y las horas y los días y… ¡no nos baja! Y claro, si nuestra vida sexual es activa y tuvimos recientes encuentros sexies, pues lo primero que pensamos es “omg, tal vez estoy embarazada”, pero chicas, que haya un retraso en el periodo, no es necesariamente porque vayamos a tener un hijo.

No nos culpen, la realidad es que ese tipo de reacción es bien natural gracias a la falta de cultura menstrual que tenemos, porque en la escuela pues sí se toca el tema pero bien leve, no se profundiza, y tampoco es que nuestras moms nos hagan un paro explicando todo lo que puede pasar con la menstruación. Pero bueno, sabemos que a veces aprendemos investigando nosotras mismas o con la ayuda y confianza de nuestras besties, porque lo mejor que podemos hacer es compartir lo que sabemos.

Tenemos que saber que los periodos pueden ser irregulares, así que desde ahí tenemos que cambiar nuestro chip y no esperar que todo vaya a huevo de acuerdo al calendario. Así que pongan atención a lo que diremos a continuación.

Estrés. Pues sí, el maldito estrés es uno de los principales y más comunes factores de retraso menstrual. Esto se da mucho en la adolescencia, sobretodo cuando vivimos rodeadas de presiones por escuela o chamba o noviazgos, etc. Obvio esto nos puede pasar a todas en cualquier momento, y quizás por eso mismo eliminamos esta posibilidad, cuando debería ser al revés, deberíamos tomarla muy en cuenta. 

Síndrome de Ovario Poliquístico. Este rollo no está tan bonito y se trata simplemente de un nivel muy alto de hormonas que, también es más común de lo que podemos imaginar, y por supuesto que afecta nuestra ovulación. Este padecimiento causa irregularidades en el ciclo menstrual, además de otras cosas no tan cool como obesidad o infertilidad. 

Actividad física en exceso. Les digo que hay cosas que suenan tan básicas que por lo mismo las descartamos, porque el hacer ejercicio normalmente lo asociamos con algo bueno para nuestra salud, y sí, pero todo exceso tiene sus consecuencias. Exagerar nuestras rutinas y sobre exponer nuestro cuerpo al cansancio, por supuesto que puede causar un desequilibrio hormonal y provocar retrasos en nuestra menstruación.

Hipotiroidismo o hipertiroidismo. Términos que no suenan naaada atractivos. Cuando tu glándula tiroides deja de funcionar de manera regular afecta completamente el metabolismo, y va desde aumento de peso o cambios de temperatura, hasta ritmo cardiaco y sí, cambios en el ciclo menstrual. Pero tampoco se asusten tanto, porque esto normalmente da a adultos mayores. 

Anticonceptivos orales (y exceso de medicamentos). Las chicas que toman píldoras anticonceptivas de forma regular no tienen broncas con la menstruación, sin embargo, cuando deciden dejar de hacerlo, es altísimamente probable que existan alteraciones en el periodo no solo por un mes, sino por varios, hasta que poco a poco se normalice el ciclo. 

De cualquier forma amix, si notan algo raro o que les tome por sorpresa, les recomiendo que mejor se den una vuelta con su ginecólogx, e incluso lo platiquen con gente de confianza. Pueden haber más causas para el retraso menstrual, y aunque el embarazo sí es una de las principales, no den por hecho algo antes de checarse bien o investigar. 

Cuídense, chicas, su salud ante todo.