Patricio Manuel demuestra que ser trans no le impide ser boxeador profesional
La marca Everlast lo ha elegido como la imagen para su nueva campaña.
Noticia

Practicar un deporte es siempre una buena opción para sentirse bien, libre, completx, porque ahí se sacan las energías guardadas y se da un esfuerzo cuya retribución emocional puede ser tremenda. Y el deporte, como todo, es universal, algo que Patricio Manuel supo muy bien al decidir hacer su transición de mujer a hombre y posteriormente, convertirse en el primer boxeador trans profesional.

Tomar una decisión de este tamaño en un deporte que, originalmente era bien machista (aún lo es pero no podemos negar que se ha abierto mucho más que antes), fue complicado para Patricio Manuel, porque incluso como mujer, tuvo una breve pero interesante historia en el box con varias victorias hasta 2012, ya que en 2013 comenzó a tomar hormonas para hacer la transición. El resultado fue positivo, ya que en diciembre del 2018 hizo su debut como boxeador profesional y, ¿qué creen? ¡Ganó! 

Pues bueno, después de esa breve historia, andamos aquí escribiendo sobre él porque la marca Everlast, que es súper famosa en estas cuestiones de indumentaria para box y deportes de contacto, acaba de rifarse al escogerlo como la cara de su nueva campaña de publicidad.

Esta campaña se llama ‘Be First’, un título bien apropiado porque ese es un término que según entendemos, se utiliza mucho en el box para ser la/el primerx en tomar la iniciativa en la pelea, y porque refleja lo que Patricio Manuel es: el primer boxeador profesional trans. Obvio que, al elegirlo, Everlast se convierte en la primera marca en tener a un boxeador de estas características como su imagen, una iniciativa que habla mucho sobre la visión incluyente de la marca, pero más, sobre la importancia de que exista la aceptación y diversidad en cualquier disciplina.

“No sabía exactamente qué precio iba a pagar al decidir no solo ser yo mismo, sino continuar mi carrera deportiva. Pero ese riesgo ha valido la pena, pues puedo ser mi verdadero yo sin tener que comprometer mi identidad, dijo Manuel en una entrevista. Y pues esa es la esencia de las decisiones, poder sentirse plenxs, ser esa persona que a veces la sociedad no quiere que seas. Es por eso que Everlast supo muy bien que él es un atleta que inspira, pues tuvo el coraje para continuar haciendo lo que más le gustaba, un mensaje que sin duda ha llegado y llegará a mucha gente que, quizás, esté pasando por una decisión de esta magnitud.

Vientos por la gente de Everlast, dar visibilidad a la comunidad trans es un esfuerzo que debemos aplaudir, así que ojalá ellos continúen por esta línea incluyente y de paso, inspiren a otras marcas y organizaciones a que se sumen con iniciativas de este estilo.