¡Oh no! Se filtraron mis nudes y no sé qué hacer
Sigue estos consejos por si un día tu pack anda paseando por internet sin tu consentimiento.
Noticia

Pasa que de repente andas como cualquier día normal perdiendo tiempo en internet, y de la nada ves la foto de un cuerpo que se te hace conocido: ¡el tuyo! Pero deja el cuerpo, sino las nudes que en algún momento le enviaste a cierta persona, o que tenías guardadas en algún lugar de la nube y ahora cualquier persona podría ver porque se filtraron de alguna forma. ¿Y ahora qué chingados vas a hacer? 

Esta pregunta seguramente se la han hecho en algún momento, amix radicales, sobretodo si acostumbran andar de calientes sexteando a cada ratito wink, porque, qué perro oso que tu pack aparezca online sin tu consentimiento, ¿no? Pero pues cada que tomas la decisión de enviar una nude sabes que esa es una posibilidad, aunque claro, debes primero ver si realmente vale la pena hacerlo y sobretodo, a quién se la estás mandando.

La filtración de nudes puede darse en cualquier momento, si apenas estás ligando pues tienes un chingo de exposición porque no conoces bien a tu contraparte, aunque tampoco es secreto que esto se da también con relaciones fallidas, porque ya saben, la revancha es dulce, entonces si ya no andas conmigo pues me voy a desquitar compartiéndole al mundo tu paquete o tus boobs

Pero bueno, una vez que están ahí, lo primero que debes hacer es simple: aceptarlo. Ni pedo, sabes que todo lo que se sube online tiene el riesgo de ser compartido, TODO. No te vamos a decir que controles tus sentimientos porque pues cada quien reacciona de distintas formas, pero te recomendamos platicarlo con alguien de confianza, hacer eso que suena tan simple te puede tranquilizar más de lo que imaginas.

Dependiendo de en qué red o navegador topaste tus nudes (o la topó alguien más), podrías reportarla como contenido inapropiado e incluso escribir a quien las compartió para pedirle que las elimine, de lo contrario, igual puedes reportar a ese usuario. Si por otro lado, ya sabes quién fue la/el responsable del leakeo, ve cómo puedes llegar a esa persona e intentar revertir la situación. Si fue por revancha, quizás no puedas hacer nada, pero nada pierdes con intentarlo. 

Si de plano no tienes idea quién pudo haber sido, pues igual fue un hacker que anda por ahí viendo cómo divertirse. Es importante que siempre cheques las políticas de seguridad en tus redes o apps, o buscar algunas opciones “más seguras” para enviar tu pack. Por cierto, acá en la CDMX existe una Policía Cibernética a la que puedes contactar para exponer tu caso, así que si lo consideras, go ahead. 

Cada caso es distinto y aunque en este mundo estamos llenos de prejuicios y expuestos al bullying, lo mejor es intentar tomarlo relax y que el tema se vaya quedando en el olvido poco a poco. Pero bueno, sean responsables con lo que comparten, amix, porque todo es viral en un abrir y cerrar de ojos.