No es porno, pero Bonding hará que saques tus fetiches ocultos
Netflix llamará tu atención con esta serie de humor y sexo.
Noticia

Si hay algo que nos encanta de nuestro querido Netflix, es que a cada rato saca contenidos interesantes para todos los gustos y todas las edades, es por eso que no paramos con las  recomendaciones. Lo chingón es que también se tocan temas que pueden ser medio tabú o NSFW, como el bondage, un fetiche que seguro mucha gente practica (y oculta) y que con Bonding se estará representando con un poco de humor.

Si bien aún los contenidos explícitamente porno están aún lejos de aprobarse, Netflix de repente hace guiños con temas en los que el sexo y la cachondez llama nuestra atención, son expertos en hacer volar nuestra imaginación con contenido que sutilmente saca esos fetiches que tanto nos gustan.

Con Bonding basta topar el trailer oficial para sentirse atraídos por esa mujer alta y súper sexy que viste de negro y trae un látigo en la mano, ella es Tiff (Zoe Levin) y es el personaje principal de la serie, es la dominatriz en la que se centrará Bonding, es la que usará sus conocimientos y su personalidad para modificar su vida y la de los demás. Pero ahí viene el toque de humor, porque su bff Pete (Brendan Scannell) un chico gay todo chistoso y leal, se convierte en su asistente y pues juntos crean muchas historias cagadas.

No diremos mucho más, los capítulos son cortitos y si tienes tiempo y traes ganas de conocer al menos un poquito del mundo bdsm, te podrías echar la serie en un solo día, solo debes saber que no se aborda así bien explícitamente el pedo del bondage, es algo sutil pero puede ser suficiente para que llame tu atención y te pongas a investigar por tu lado.