La tétrica cultura de los Incel
Se trata de hombres que involuntariamente no tienen sexo y buscan una revancha.
Noticia

WARNING. Este es un tema sensible.

Quizás hayan topado recientemente el término incel, y si lo hicieron, fue seguramente gracias a la noticia de que un sujeto atropelló a varios chavos en Canadá. Pues bueno, este man pertenece a la cultura de los incel, término que se deriva del inglés “involuntary celibacy”un grupo de hombres que no tiene sexo debido a su físico o su condición mental y que culpa a la sociedad por ello.

Uff, sí, sounds really weird, pero es completamente real. La frustración es una de las principales causas de decisiones drásticas, y en este caso, estas comunidades llevan su frustración al odio, al grado en que han sido capaces de matar. El asunto gira alrededor del sexo, ¿y es que a quién no le gusta coger? Pues hay gente que le echa ganas, que hace todo lo posible por tener dates, que intenta ligar, pero de plano no tiene éxito, y si eso se prolonga por muchos meses o hasta años, puede derivar en depresión o algún otro asunto que modifique la salud mental (e incluso la física) de quien lo sufre.

Los incels son infelices con sus cuerpos y a veces con su forma de ser, según su forma de ver las cosas, eso es lo que impide que la gente no se fije en ellos y al final no puedan involucrarse sexualmente con otras personas como quisieran hacerlo. Pero lo peor es que culpan a la sociedad y principalmente a las chicas (o chicos) que les rechazan y por eso tienen esa oscura necesidad de revancha

El origen del termino es ya medio viejo, de principios de los años 90 y de hecho fue una mujer quien lo acuñó, gracias a su mismo fracaso en el sexo. Sin embargo, en ese momento no había un movimiento que buscara la revancha, hasta que en 2014 un cuate ocasionó la muerte de 6 personas y lesionó a 13 más cuando se volvió loco y disparó y atropelló a quien se le pusieran enfrente. Después se quitó la vida, pero antes de la masacre subió un video explicando que lo que hizo era un castigo tanto para las mujeres por rechazarlos, como a los hombres sexualmente activos. 

Tristemente esto fue inspirador para algunos, por eso desde entonces ha existido esta subcultura que, principalmente vive online, y que busca saciar su frustración con actitudes llenas de ira. Por supuesto, cada persona tiene su propio historial, su propia educación y propio contexto, no es de extrañarse que haya ciertos patrones en el comportamiento de los incelspuede que algunos hayan sufrido bullying, otros que hayan recibido una educación aprehensiva en familia, etc. Los desórdenes emocionales juegan un papel importante aquí.

Pero obvio la violencia jamás es justificable. Los incels son misóginos y violentos y aunque la gran mayoría comienzan en internet, aka “el lugar seguro”, algunos se contaminan tanto que normalizan la conducta y la trasladan a la vida real, y ahí es donde todo se vuelve más tétrico. No podemos controlar los pensamientos de nadie, pero quizás estas personas se sientan sumamente solas y lo que les haga falta antes del sexo, es un verdadero amigo.

Así que, radicales queridos, todos tenemos malas rachas de sexo, todos sufrimos rechazos miles de veces, es algo super normal, pero al final, con nuestra paciencia y alguna que otra táctica hay alguien que corresponderá nuestro interés. Por favor no se desesperen, y si creen que ya no pueden con la frustración, platíquenlo con alguien de confianza o incluso, busquen algún tipo de ayuda profesional. 

¡Amor para todxs!