Instagram ya comenzó a quitar los likes y mucha gente no está feliz con eso
Esta medida se ha tomado para reducir la competencia entre usuarios.
Noticia

¿Cuántos likes al día damos mientras scrolleamos en instagram? Chingos, y lo hacemos porque nos gusta una imagen, punto. Sin embargo, esto ha provocado que ciertas personas se sientan presionadas por postear algo cool que agrade a los demás, y que sientan esa competencia por tener muchos corazoncitos en sus fotos. Gracias a esto, la app decidió empezar a quitar los likes en algunas cuentas de algunos países, y mucha gente no está feliz con eso.

Este rollo ya se los habíamos platicado hace poco cuando hablamos sobre el bullying online, pues lamentablemente mucha gente usa esta y otras redes sociales para joder a los demás, algo que está de la chingada. Y parte de esos comportamientos podría estar ligada a este tema de la competencia, del siempre querer agradar, del tener mayor engagement rate o de viralizar las fotos, equis, la realidad es que ver el número de likes en una foto también podría causar un impacto tanto en los propietarios como en los users.

Y sí tiene mucho sentido, porque aunque sabemos que lo que más nos mama de esta red es el contenido, algunas personas no ven eso como su motivo principal para postear, lo mandan a segundo lugar y le dan prioridad a los likes. De la nada nos mudamos a la época del “quiero tener chingos de likes sin importar lo que ponga”, y bueno, a muchos les funciona, muchos influencers y celebs con poner cualquier pendejada obtienen infinitas reacciones de sus fans. Pero pues obvio, no todos tienen la misma suerte.

Entonces instagram dijo “hay que enfocarnos nuevamente en el contenido y no en las interacciones”, y por eso anda haciendo tests en algunas cuentas de países como Australia, Brasil, Italia y Nueva Zelanda. Y de hecho los propietarios de las fotos podrán seguir viendo quién les likeó, peeero los followers no podrán. Esto desató algunos comentarios haters principalmente en twitter, cosas como “esto debería ser opcional y no obligatorio” o “¿y ahora cómo veré quién likea a mi crush?” o “instagram va a acabar con el trabajo de los influencers”, entre otras, reflejaron el sentir de muchísima gente.

Sin embargo, como todo en esta vida, pues tiene su contraparte y sus defensores, gente que manifestó que “por fin dejaré de preocuparme por cuánta gente se enganchó, sino solamente pondré atención en lo que se postea” o “ahora las marcas se enfocarán en hacer contenidos chingones”, entre otros. Y pues esto aunque no se menciona mucho, tiene efectos directos en el comportamiento de la gente, en la SALUD MENTAL de la gente.

Las redes sociales son armas de doble filo que, si bien nos hacen pasar unos buenos ratos, también nos puede joder y hasta causar depresión. Esta bronca de andar siempre en competencia con otros users no está nada chido, porque neta nos genera una presión estupidisima que nos hace incluso engañarnos a nosotros mismos; perdemos tiempo pimpeando fotos, buscando el texto perfecto que la acompañe, usando los hashtags del momento, etiquetando users y agregando ubicaciones, todo para que se viralice lo más que se pueda y tengamos la…¿aceptación? de cientos o miles de desconocidos.

Tons mejor nos relajamos un chingo, compartimos lo que tengamos que compartir así sin presión y que le guste a quien tenga que gustarle, así de simple. Esto suena mejor, ¿no? Pero pues bueno, cada quien puede tener sus thoughts y decidir qué quiere o qué le hace sentir más chido, por lo pronto acá en México seguimos siendo influenciados por la cantidad de likes, pero no dudamos que esta nueva feature llegue a nuestro país en unos meses.